‘Que no te pare el miedo’, campaña de apoyo social para la desescalada

 En Noticias, Otras entidades

El Teléfono de la Esperanza ha reforzado su presencia durante esta crisis sanitaria.

Desde el 13 de marzo hasta el 11 de mayo han recibido, a través de sus 31 líneas de teléfono (717 003 717), 26.395 llamadas.

Esto ha supuesto un incremento del 30 % de las llamadas comparado con el mismo período en 2019. El Servicio de apoyo y asesoramiento psicológico, prestado por profesionales sanitarios, puesto en marcha tras la declaración del estado de alarma a través de la web www.compartevida.es ha recibido 897 solicitudes de asistencia psicológica.

Según destacan desde la organización, desde un punto de vista psicológico, considerando la población en general, “el miedo ha sido la emoción más determinante en este primer momento”. El miedo constituye una reacción “adaptativa adecuada a una situación en la que hay riesgo para nuestra integridad física, en este caso, la enfermedad. Una parte de la población, nuestros mayores, se ha visto especialmente afectada por esta circunstancia”.

El entorno y los medios de comunicación en general tampoco han ayudado a tranquilizar a la población. Se ha hablado de lucha, del enemigo, de combatir, hemos escuchado sirenas…

El miedo

El miedo tiene múltiples formas de expresarse a través del mundo emocional, de los pensamientos y de las conductas. Estos días, cuando salimos a la calle, “podemos comprobar cómo nuestra postura está contraída, cómo evitamos mirarnos o bajamos la mirada al suelo, cómo giramos levemente nuestro cuerpo echando un hombro hacia delante, o exponiendo nuestra espalda con preferencia a las partes más blandas situadas en nuestro torso”.

En estos días se habla de desescalada, pero, “¿Cómo hacemos ahora esta transición con el cuerpo lleno de miedo?”

Por todo ello, desde El Teléfono de la Esperanza han impulsado la campaña ‘Que no te pare el miedo’.

Entre los objetivos destaca difundir la web compartevida.es, como recurso comunitario y gratuito para la intervención psicosocial y sus líneas telefónicas (717 003 717) como recurso de ayuda para personas en crisis.

También movilizar y sensibilizar acerca de la importancia de desarrollar conductas de cuidado personal y de apoyo social. Y desarrollar habilidades de resiliencia, trasladando a la población que hay cosas que podemos hacer para mejorar nuestro bienestar y el de los demás.

Además, invitar a las personas a que, ahora que empezamos a salir de nuestras casas, modifiquemos conscientemente la respuesta psicofisiológica de miedo y la transformemos en respuestas de apertura, cuidado personal y apoyo social, manteniendo la distancia física (que no la emocional).

Noticias recomendadas