El Congreso aprobó el dictamen y debe pasar por el Senado

ONG de Infancia reclaman celeridad para que la Ley de protección sea pronto una realidad

 En Noticias, Nuestras Entidades, Otras entidades

Las ONG de infancia han celebrado la aprobación este jueves en el Congreso de la Ley orgánica de protección a la infancia frente a la violencia pues supone que “hoy España es un país mejor para los niños y niñas” pero reclaman “agilidad” a su paso por el Senado para que pueda ser “una realidad cuanto antes”.

“Esta aprobación por parte del Congreso es sin duda un paso importantísimo, pero los niños, niñas y adolescentes de nuestro país necesitan que la Ley sea ya una realidad. Por ello, pedimos el compromiso de todos los grupos parlamentarios para que esta ley sea aprobada en el Senado y, así, vea la luz lo antes posible. Es urgente y necesario”, ha indicado la directora de Sensibilización y Políticas de Infancia de UNICEF España, Carmen Molina a Europa Press.

El proyecto aprobado el pasado jueves en el Pleno del Congreso, tras introducir más de 200 enmiendas de las casi 600 presentadas y más de 70 transaccionales, a su paso por la Cámara Baja, continuará ahora su tramitación en el Senado.

Entornos más protectores

UNICEF ha destacado que con esta ley se van a crear “entornos más protectores”. “A través de protocolos y políticas de salvaguarda, de la creación de figuras especializadas y de la coordinación de todo el personal de estos entornos, se contribuirá a evitar situaciones de violencia o, si estas sucedieran, a identificarlas y atenderlas”, ha explicado la especialista en Políticas de Infancia de UNICEF España, Almudena Olaguibel.

La organización valora también especialmente que la ley “refuerza el deber de comunicar cualquier forma de violencia por parte no solo de padres, educadores o entrenadores, sino también personal sanitario, fuerzas de seguridad o cualquier persona”; y destaca la creación en los colegios del Coordinador de Bienestar y Protección.

500.000 firmas de apoyo

Por su parte, Save The Children ha acudido este jueves al Congreso de los Diputados para asistir a la votación de la ley y entregar 500.000 firmas de personas que reclaman la urgencia de esta ley.

El director de Save The Children España, Andrés Conde, ha destacado, desde las puertas de la Cámara Baja, que “hoy se puede decir que España es un país mejor para la infancia” aunque ha puntualizado que tienen que “seguir luchando para erradicar esta lacra”.

Según ha recordado, en España se registran cada año más de 38.000 denuncias de violencia contra niños, niñas y adolescentes, y en uno de cada dos casos de abusos sexuales, la víctima es un menor. Esta ley, según Conde, viene a prevenir estos casos, y se convertirá en “el marco de protección a la infancia más ambicioso de toda la Unión Europea”.

Avance histórico

Asimismo, la Fundación ANAR ha recibido “con satisfacción” la aprobación de esta norma y ha destacado que “se han incorporado la mayoría de las aportaciones” que hicieron en el trámite de consulta pública al anteproyecto, así como, de las propuestas de enmienda dirigidas a los diferentes grupos parlamentarios, a través de la Plataforma de Infancia.
En todo caso, ha lamentado que todavía han quedado sin incorporarse al texto algunas enmiendas “importantes” y, por ello, han asegurado que seguirán incidiendo para su consecución.

“Celebramos la aprobación por el Pleno de esta ley, de la que no hay precedentes en el mundo, y que dará respuesta a una necesidad de la que llevamos años alertando: el crecimiento de la violencia hacia la infancia y adolescencia y la falta de recursos legales para una mayor protección”, ha precisado el director de programas de Fundación ANAR, Benjamín Ballesteros
Para Ballesteros, se trata de “un avance histórico” del que están “muy satisfechos por haber contribuido a él junto con el resto de las organizaciones de infancia”.

Sin solución ante desahucios

También Educo ha valorado “muy positivamente” la ley, “un avance sin precedentes en la protección de la infancia”, aunque ha lamentado que, en caso de desahucio, la nueva norma “no especifica soluciones concretas que garanticen una vivienda digna para los niños y niñas”.

“Consideramos que deben suspenderse los desahucios cuando hay niños y niñas en el hogar hasta que no se les garantice una solución habitacional adecuada, lo que implica que no se separe a las personas que viven juntas, que los niños y niñas puedan acabar el curso en su escuela y que se les provea de apoyo psicosocial”, ha explicado la directora de Incidencia, Políticas e Investigación de la organización, Macarena Céspedes.
Finalmente, al igual que las otras ONG, Educo pide agilidad en la aprobación de la ley, ya que se está “dilatando más de lo esperado”. “Los niños, niñas y adolescentes no pueden esperar más”, ha zanjado Céspedes.

Demanda histórica

La Plataforma de Infancia, red conformada por 73 organizaciones de Infancia ha subrayado que es una ley demandada durante muchos años por las organizaciones de Infancia así como por el Comité de Derechos del Niño de Naciones Unidas.

“Esta ley tiene detrás la búsqueda de consenso de diferentes formaciones políticas con organizaciones sociales y de expertos, y mejora sustancialmente la protección de los niños y niñas frente a la violencia en nuestro país”, ha indicado la responsable de Incidencia Política de la Plataforma de Infancia, Almudena Escorial.

Además, ha valorado “muy positivamente” la ampliación a 35 años de la edad a partir de la cual comienza a contar el plazo de prescripción de los delitos de abusos sexuales a menores “ya que muchas víctimas necesitan tiempo para romper el silencio y denunciar”. Si bien, recuerda que, desde la Plataforma de Infancia recomendaban aumentar este umbral hasta los 40 años.

En todo caso, pide que en el trámite en el Senado se incorporen enmiendas “para reforzar la protección de los niños y niñas privados de cuidado parental, reforzar las garantías de los niños, niñas y sus familias ante las retiradas de tutelas así como eliminar la condición de autoridad al personal de los servicios sociales, reforzar la prueba preconstituida hasta los 17 años y prohibir los desnudos en los procedimientos de determinación de la edad”.

No recoge el acoso callejero

Por su parte, Plan International considera que esta ley es “una de las más ambiciosas de los países del entorno en lo que respecta a los derechos de la infancia”, aunque ha lamentado que “no recoge explícitamente el acoso callejero como una de las formas de violencia hacia la infancia, que sufren especialmente las niñas y adolescentes”.

Para la ONG es muy importante la inclusión específica de las niñas y adolescentes y el reconocimiento de los riesgos, necesidades y formas diferenciadas de violencia a las que se enfrentan; y reconoce además el “gran avance” que supone “el componente de sensibilización social” que incluye “al mandar un mensaje rotundo a la sociedad de rechazo ante cualquier forma de violencia contra niños, niñas y adolescentes”.

Respecto a la violencia online, la organización considera que existe “un margen de mejora tanto en la forma de abordar el problema como en las medidas de prevención, protección y sensibilización”.

“Seguiremos trabajando para mejorar el texto normativo en el Senado, de forma que avance en el enfoque de género y aborde detalladamente las formas específicas de violencia que sufren las niñas y adolescentes por su género y su edad como son el acoso callejero y el acoso online”, ha señalado la directora general de Plan International, Concha López.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Compartir:
Noticias recomendadas