Mesa de diálogo para mejorar la accesibilidad a los buses de Madrid

 En Noticias, Nuestras Entidades

La Federación de Asociaciones de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (FAMMA-Cocemfe Madrid), ha acordado con el Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM), la creación de una mesa de diálogo para abordar los serios problemas de movilidad que propicia la red de autobuses interurbanos, por la falta de atención a las medidas de accesibilidad por las empresas prestadoras de servicios que dificultan la integración de las personas con movilidad reducida.

En palabras del presidente de FAMMA, Javier Font, “Los ciudadanos que no viven en la capital no pueden ser tratados como ciudadanos de segunda, ya que los autobuses interurbanos son especialmente importantes para la autonomía personal de las personas con movilidad reducida, dado que la mayoría no puede permitirse disponer de un vehículo adaptado propio, ya sea por una limitación económica o física”.

Como conocedora de la realidad que afecta a las personas con discapacidad física y orgánica, FAMMA, ha acordado con el Consorcio Regional de Transportes, la creación de una mesa de diálogo con el fin de buscar propuestas y soluciones a la lamentable situación del servicio que prestan las líneas interurbanas de autobuses a personas con movilidad reducida en la Comunidad de Madrid.

Existen dos categorías de líneas interurbanas, las que circulan con conexión a Madrid o las internas de cada municipio. Para cada una de ellas, se buscarán soluciones, alternativas y protocolos de actuación que variará en base a las incidencias que se generen en cada momento. Se planteará la exigencia de que las líneas interurbanas asuman transportes alternativos si no cumplen con el mantenimiento y la reparación de las rampas que se averíen. Una situación que ya asume la Empresa Municipal de Transportes de Madrid cuando sus vehículos se estropean. En Madrid por ejemplo, el protocolo de los autobuses urbanos de la EMT permite que si una persona con discapacidad no puede utilizar un autobús, porque una rampa está estropeada, y el siguiente autobús tarda más de 15 minutos, se le ofrezca un servicio de taxi adaptado sin coste para el cliente.

Según Javier Font, “Arreglar las carencias de mantenimiento y protocolos de los autobuses interurbanos, para mejorar la autonomía personal de las personas con discapacidad, es una cuestión de voluntad política, que debe de plasmarse en los pliegos de condiciones, para los concursos de licitación, de los servicios de autobuses interurbanos”.

Noticias recomendadas